Islas de cocina

Islas de cocina

La cocina hace mucho tiempo que ha dejado de ser solo un espacio funcional en el que se prepara la comida. Actualmente se ha convertido en uno de los centros neurálgicos de la casa y en ella se reúnen las familias a hablar y a comentar sus jornadas y preocupaciones.

Pero además esta expansión de la cocina nos da la oportunidad de decorar este ambiente, y eso es algo maravilloso porque la cocina ofrece un gran potencial decorativo. Uno de los elementos más especiales de las nuevas cocinas con las islas, que le dan un toque muy actual a los espacios, a la vez que nos hacen un gran servicio diario.

¿Estás dudando en si crear o no una cocina americana? Pues al leer el siguiente artículo es muy probable que te decantes por crearla, porque en las siguientes líneas hablaremos de las ventajas de las islas de cocina y de sus múltiples virtudes.

Tipos de islas de cocina

Lo primero de todo es conocer los tipos de islas que existen en el mercado. Éstos son dos:

Isla central de almacenamiento. Este primer tipo de isla nos ofrece grandes espacios de almacenamiento extra que complementan los de la cocina. Además ésta se puede utilizar como una agradable mesa de comedor con taburetes altos.

Isla central multifunción. Este segundo tipo de isla es versátil, y además de ofrecernos espacio de almacenamiento extra, ésta presenta un fregadero  o una zona de cocción (dependiendo de nuestros gustos/necesidades). Con este tipo de islas la cocina se crea entorno a ella.

Lado técnico de las islas

Desde un punto de vista técnico el primer tipo de islas, las de almacenamiento, son más fáciles de disfrutar y, sobre todo de implementar. Este elemento es el que puede usarse si te animas a crear una cocina americana, porque las obras que hay que realizar son mucho menores que con las islas multifunción.

Con las islas multifuncionales tendremos que hacer obra completa, ya que si elegimos la opción del lavado tendremos que llevar los tubos del agua hasta ella, mientras que si elegimos crear una zona de cocción, serán los tubos del gas y los canales de ventilación del extractor los que tendremos que implementar.

Reglas básicas a respetar

Elijamos el tipo de isla que elijamos, debemos saber que hay ciertas normas que debemos tener presente y, sobre todo, respetarlas.

  • Si nuestra cocina no es abierta, ésta debe medir al menos 15 metros cuadrados para darle cabida a una isla sin sobrecargar el espacio.
  • Una vez sepas que cabe la isla, elige un tamaño proporcional altamaño de la cocina para que este nuevo elemento encaje de una forma armoniosa.
  • En cuanto a la altura, armoniza el de la isla con el del resto de bancos de trabajo. Solo si en la isla tenéis pensado comer podréis hacer que ésta sea 10 cm más alta que los demás elementos. Pero no te excedas de esa altura o se romperá por completo la armonía.

Por último, optimiza el emplazamiento de la isla para que esté a una distancia similar al fregadero, a la vitrocerámica y al horno. De esta forma nos evitaremos desplazamientos innecesarios.

Compártelo en tu red social:
Más en DecoUtil - Cocinas:
Aviso legal Contacto Google+ Facebook